butlletí d’actualitat jurídica i sindical, núm. 55, juliol de 2019
 
Una trabajadora denuncia acoso sexual y es posteriormente despedida estando embarazada: comentario de sentencia del Juzgado Social 3 de Barcelona, de 27 de mayo de 2019
 
tornar
 

Esta sentencia del JS nº 3 de Barcelona condena a la empresa a readmitir  a la trabajadora al considerar que se ha producido la vulneración de derecho fundamental indemnidad.

El supuesto de hecho es el siguiente: La trabajadora sufrió acoso sexual por parte de un compañero de trabajo, en consecuencia, tal y como se recoge como hecho probado en la sentencia, la actora informó a los responsables y estos manifestaron que no denunciase y que no le iban a facilitar el protocolo de acoso. Es por ello que la demandante, ante la pasividad por parte de la empresa por tomar las medidas necesarias para evitar la mencionada situación, procedió a denunciar los hechos ante la Inspección de Trabajo. En la sentencia, se recoge que el responsable del servicio de prevención elaboró un informe, sobre la base de las apreciaciones personales, después de hablar con diversas personas del hotel llegando a la conclusión que no había habido acoso, sin ningún tipo de criterio objetivo.

El juez de instancia, como argumenta en la sentencia, considera que el hecho que la demandante haya presentado una reclamación dentro de la empresa y frente la Inspección de Trabajo ya se debe considerar indicio suficiente para que, sobre la base de lo que establece la jurisprudencia del Tribunal Constitucional, sea la empresa quien deba probar la causa suficiente para calificar de razonable la decisión de extinción de la relación laboral.

La empresa intentó acreditar que la causa de extinción de la relación laboral venía motivada por la finalización de la causa temporalidad alegando que el mismo contrato estaba correctamente suscrito siendo éste totalmente válido y, por tanto, no incurriendo en causa alguna de fraude legal que conllevase la declaración relación laboral indefinida. No obstante, como recoge la sentencia, se acreditó por parte de la trabajadora que las tareas que efectuaba era las normales y habituales no concurriendo causa de temporalidad alguna y demostrándose que una vez finalizado el contrato de la actora se amplió la jornada de trabajo de otra trabajadora que estaba contratada a tiempo parcial.

Asimismo, respecto a las argumentaciones de la empresa, considera el juez de instancia que no fueron suficientes para romper el nexo causal (entre el indicio y el efecto discriminatorio) por cuanto la empresa alega que la extinción del contrato se produce porque finaliza la temporada de verano y durante el año 2018 hubo una menor contratación de habitaciones debido al proceso independentista en Catalunya. Si bien, se pudo acreditar que el número de habitaciones contratadas suponían el 90% de la ocupación idéntico dato para el año 2017 y que había justificado la contratación de la actora para el año anterior.

La trabajadora, durante el proceso de reclamación ante la Inspección de Trabajo, envió burofax comunicando que estaba embarazada y que la fecha prevista para dar a luz sería el mes de abril del 2019. Sin embargo, la empresa demandada, pese a la reclamación ante la Inspección de Trabajo y la comunicación de su embarazo decidió comunicar la extinción de la relación laboral en el mes de noviembre de 2018.

En conclusión, al no poderse desligar la extinción del contrato de la demandante de los indicios acreditados de denuncia frente a la situación de acoso laboral se declaró que la decisión de la extinción era nula por haberse producido la vulneración del derecho a la indemnidad y condenando al pago de la indemnización complementaria de 10.000 euros, concretamente, sobre la base de lo que establece el art. 12.8 de la Ley sobre infracciones y sanciones en el orden social, al considerar que se ha producido una conducta discriminatorio como falta muy grave.

Sentencia

Montse Arcos
Advocada del Gabinet Tècnic Jurídic de CCOO de Catalunya

 
tornar
 
 
 

Privacitat i protecció de dades
Les teves dades formen part d’un fitxer del qual és titular CCOO de Catalunya. La finalitat d’aquest fitxer és mantenir-te informat de les activitats de CCOO de Catalunya que poden ser del teu interès. D’acord amb la posada en marxa del nou RGPD i de la Llei orgànica 3/2018, a l’adreça electrònica dpd@ccoo.cat, pots enviar‑nos totes les teves observacions, dubtes i suggeriments. També t’informem que pots exercir els teus drets d’accés, rectificació, supressió i oposició adreçant-te a la Delegació de Protecció de Dades de CCOO de Catalunya, Via Laietana, 16, 08003, Barcelona. I per consultar tota la informació relacionada hem posat en marxa la web https://rgpd.ccoo.cat, on també podrem interactuar sobre aquest tema. 

 

©El Butlletí d’Actualitat Jurídic Sindical està editat per CCOO de Catalunya.
Consell del Butlletí: Juan Manuel Tapia, Jesús Martínez, Jonathan Gallego, Llorenç Serrano, Julián Garrido, Gerard Martínez, Sira Gómez, Manuel Blas Jiménez i David Monsergas.
Edició: Miquel de Toro.

Altes o baixes al Butlletí, modificació de dades o suggeriments: ceres@ccoo.cat